Un día después del accidente en el que murieron la gobernadora de Puebla, Martha Erika Alonso, y su esposo, el senador Rafael Moreno Valle, el secretario de Seguridad federal dio a conocer que un peritaje realizado por la Secretaría de Marina descartó la existencia de explosivos en el helicóptero. No obstante, la dependencia niega que ese documento exista entre sus archivos.

El 25 de diciembre de 2018, el secretario de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC), Francisco Alfonso Durazo Montaño, ofreció una conferencia de prensa durante la cual dijo que la Secretaría de Marina (Semar) había descartado la existencia de explosivos en el helicóptero en el que murieron Martha Erika Alonso Hidalgo, gobernadora de Puebla, y su esposo, el senador Rafael Moreno Valle Rosas. La Semar, sin embargo, niega haber hecho un peritaje en la aeronave y precisa que hacer dictámenes en materia de explosivos no está entre sus atribuciones.

Serendipia dirigió la solicitud de información pública con folio 0001300001219 a la Secretaría de Marina para tener acceso a la copia del peritaje. La dependencia federal respondió que “no cuenta con información o registro alguno respecto al peritaje realizado en la aeronave”.

En el mismo oficio de respuesta, la Semar dice que en sus archivos y bases de datos “no obra expresión documental que dé cuenta, de la existencia de información relativa al peritaje realizado en la aeronave (…) no se advierte obligación alguna, de que esta Institución cuenta con citada información (sic)”.

Además, la Secretaría de Marina asegura que no está dentro de sus atribuciones realizar dichos peritajes: “esta dependencia no cuenta con atribuciones legales para realizar investigaciones y/o rendir dictámenes periciales en materias de explosivos”.

Durazo declara que Semar descartó explosivos en el helicóptero

El helicóptero en el que viajaban Alonso Hidalgo y Moreno Valle se desplomó el 24 de diciembre de 2018 y provocó la muerte de ambos políticos, así como del piloto y copiloto de la aeronave y del asistente personal del senador.

Un día después del accidente, el 25 de diciembre, el secretario de Seguridad y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo, ofreció una conferencia de prensa durante la que dijo que la Secretaría de Marina, por medio de “sus peritos en materia de incendios y explosivos, después de un análisis exhaustivo y cuidadoso de los restos de la aeronave, no encontraron explosivos o sustancias ajenas al combustible que hayan explosionado dentro de la aeronave accidentada”.

Así consta en el boletín número 46/18, titulado “Localizan Unidad de Datos de Vuelo y descartan la presencia de explosivos en la aeronave accidentada en Puebla” que es público y está disponible en el sitio oficial de la dependencia.

La declaración también está disponible en el video de la conferencia, publicado por la SSPC.

Serendipia solicitó a la SSPC un posicionamiento sobre este tema, pero la Secretaría no ha respondido.

Sedena y SESNSP tampoco saben del peritaje

Este medio digital también solicitó la información a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y al Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP). Ambas entidades se declararon incompetentes para responder la solicitud.

La Sedena respondió que “no localizó ningún documento que pueda dar respuesta a la solicitud”, mientras que el SENSP dijo que “de ninguna de sus facultades se advierte la obligación de conocer de la naturaleza de (la) solicitud”

La “confusión” con la grabación del helicóptero

La Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) reservó durante cinco años la grabación de las conversaciones de radio del helicóptero. El audio fue pedido por el diario Milenio por medio de una solicitud de información y la SCT respondió que la información está reservada por cinco años porque es parte de una investigación en curso.

Sin embargo, un día después de que se diera a conocer la reserva, el presidente López Obrador dijo que no estaba enterado de eso y que no le parecía bien, que ordenaría “transparencia completa” en el tema.

Entonces, Javier Jiménez Espriú, el titular de la SCT, dijo que la reserva de la información había sido “una confusión” y que los datos se darán a conocer en cuanto esté lista la investigación de especialistas canadienses y estadounidenses.

El audio fue presentado por Carlos Morán Moguel, Subsecretario de la SCT. De acuerdo con la grabación, después de 10 intentos fallidos de comunicación durante 15 minutos, la torre de control inició el protocolo de emergencia.

***

Las respuestas a las solicitudes de información pueden ser consultadas en los siguientes enlaces:

Solicitud SESNSP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *